• Ayuda
Iniciar sesión
Propietario o inquilino usando el software de gestión de alquileres Zazume en su ordenador desde casa

Cédula de habitabilidad

Solicitud de la cédula de habitabilidad

La cédula de habitabilidad es un documento administrativo que otorga la posibilidad de habitar un inmueble. La inspección previa analiza las condiciones que se dan en la vivienda para que sea habitable. Este documento es de carácter autonómico, y por tanto, es cada Comunidad la que se encarga de establecer unos parámetros específicos, sin embargo en la mayoría de los casos, las cédulas de habitabilidad de distintas Comunidades coinciden en sus criterios. En Zazume gestionamos la solicitud de la célula de habitabilidad en inmuebles que todavía no disponen de este.

Qué es la cédula de habitabilidad

La cédula de habitabilidad es un documento que atestigua que un inmueble ofrece las condiciones básicas para habitarlo. Son muchos los criterios que se tienen en cuenta para la concesión de la cédula de habitabilidad, pero se pueden agrupar en los siguientes segmentos:

Superfície útil

Altura libre

Dotaciones mínimas

Si la vivienda cuenta con las dimensiones y la altura mínima establecida por los organismos regionales, y además dispone de dotaciones básicas, por ejemplo instalaciones de luz y agua, lo más probable es que el inmueble obtenga la cédula de habitabilidad y por tanto, sea habitable.

El equipo de Zazume trabajando en nuestro software de gestión del alquiler

Tipos de cédula de habitabilidad en la actualidad

Existen tres tipos de cédula de habitabilidad, en base esencialmente a la antigüedad del propio inmueble.

Cédula de primera ocupación

Cédula de primera ocupación

Se concede cuando la vivienda es de nueva construcción.

Cédula de segunda ocupación

Cédula de segunda ocupación

Este permiso se refiere a viviendas que ya existen y que deben renovar la cédula original.

Cédula de rehabilitación

Cédula de rehabilitación

Confirma el cumplimiento de los requisitios mínimos de habitabilidad tras una reforma.

La obligatoriedad de la cédula de habitabilidad

Al ser de carácter autonómico, la cédula de habitabilidad no es obligatoria en todas las Comunidades Autónomas. En la mayoría de las regiones sí es necesario contar con una cédula de habitabilidad para residir, vender o alquilar una vivienda. Estas autonomías se aseguran de que todas las casas presentes en el Registro cumplen con las condiciones mínimas de habitabilidad. Es precisamente en estas Comunidades en las que debemos llevar a cabo las gestiones necesarias para obtener este documento administrativo. Respecto al alquiler, hay que tener en cuenta que una vivienda sin cédula de habitabilidad no se considera una vivienda como tal, por tanto, legalmente no podremos alquilar el inmueble para uso residencial. Una persona que viva de alquiler en una casa sin este documento no va a poder empadronarse o dar de alta los suministros básicos. En la mayoría de las Comunidades Autónomas, alquilar una vivienda sin cédula de habitabilidad se considera falta muy grave, y puede acarrear sanciones económicas elevadas.

Los casos dónde no es necesario tener cédula de habitabilidad

La legalidad actual prevé una serie de situaciones en las que no es necesario contar con este trámite.

Si se va a reformar de inmediato la vivienda o si se va a derribar.

Si el uso del inmueble no es residencial, por ejemplo si se trata de un almacén o un trastero.

Si existe la posibilidad de solicitar el trámite tras vender la vivienda.

El equipo de Zazume trabajando en nuestro software de gestión del alquiler

Solicita el certificado con Zazume

Entre los servicios para propietarios que te ofrece Zazume, se incluye la posibilidad de tramitar el certificado de habitabilidad. Nuestro equipo realiza una inspección previa para comprobar de manera efectiva, que el inmueble cuenta con las condiciones establecidas por la normativa autonómica. Contactamos con profesionales acreditados cerca de tu zona, para asegurarte el mejor precio y un servicio personalizado para tu inmueble. También nos ocupamos de resolver cualquier tipo de formalidad que pueda surgir durante el proceso. Con Zazume dispones de un equipo siempre a tu disposición, para cualquier trámite relacionado con el alquiler de tu propiedad.

Solicita tu certificado con Zazume

Dudas sobre certificado de habitabilidad

¿Es obligatorio el certificado de habitabilidad?

Este documento es de carácter autonómico, y por tanto, es cada Comunidad la que establece su obligatoriedad. Actualmente las comunidades donde es obligatorio presentar la Cédula de Habitabilidad para vender o alquilar una vivienda son las siguientes: Cantabria, Asturias, Baleares, Cataluña, Extremadura, La Rioja, Murcia, Navarra y Valencia.

¿Cómo se tramita la solicitud del certificado de habitabilidad?

Con Zazume, ¡Nosotros nos encargamos de todo! En caso de que la cédula siga en vigor solo necesitaremos solicitar el duplicado pagando la correspondiente tasa, si la hubiese. En cambio, si la vivienda no tiene cédula o ya ha caducado, habrá que proceder a una nueva certificación de habitabilidad de la vivienda.

¿Cuánto tardáis en tener mi certificado de habitabilidad?

Como norma general, la resolución de una nueva cédula de habitlabilidad es de proximadamente 30 días hábiles desde el registro de la solicitud y la entrega de toda la documentación requerida completa. No obstante, en bastantes ocasiones se suele resolver antes, tardando unas dos o tres semanas. Por otra parte, suele pasar que en la renovación de una cédula de habitabilidad los tiempos de aprobación sean bastante menores que en la tramitación de una cédula de cero.

¿Tiene caducidad la cédula de habitabilidad?

La caducidad de las cédulas de habitabilidad varía según sea el año de emisión de la antigua cédula, así como del tipo de licencia del que se trate: de primera ocupación, de segunda ocupación o de rehabilitación. A partir del año 2004, las cédulas de habitabilidad pasan a tener una caducidad de 15 años, tanto las de primera ocupación como las de segunda. Finalmente, desde el año 2013 en adelante, las licencias de primera ocupación pasan a tener 25 años de vigencia, que serán 15 en los casos de segunda ocupación o rehabilitación.

¿Qué precio tiene renovar o tener la cedula de habitabilidad?

El precio de una cédula de habitabilidad varia depende de varios factores: ubicación, número de cédulas y uso de la vivienda. En primer lugar el precio de la cédula dependerá de la zona donde se encuentre la vivienda y los precios establecidos por la comunidad autónoma. También depende del número de viviendas que vayas a registras, ya que muchas veces se ofrece descuento por viviendas, de modo que si solicitas 5 cédulas de habitabilidad te saldrá más económico que solicitando 1. Y en tercer lugar el precio puede variar también si la vivienda es de primera o segunda ocupación. Ponte en contacto con alquileres@zazume.com y te ayudamos a obtener el precio.
Inquilinos buscando pisos de alquiler baratos en Zazume a través de su ordenador

Tu plataforma para alquilar bien

Propietarios/as

Búsqueda de inquilinoGestión del alquilerAgencia de alquilerSoftware inmobiliario

® Zazume

CookiesPolítica de privacidadTérminos y condiciones
Español