Qué es el certificado energético

¿Qué es el certificado energético y cómo lo consigo?

Saber qué es el certificado energético y qué implicaciones tiene este documento es fundamental para alquilar una vivienda. El certificado energético es obligatorio para formalizar el alquiler de una vivienda desde el año 2013, el objetivo es que el inquilino disponga de información acerca de los consumos medios de la casa, y el propietario disponga de un documento legal que acredite el estado de las instalaciones

Qué es el certificado energético 

Cuando analizamos qué es el certificado energético, hacemos referencia a los consumos energéticos de la casa. Este certificado es un documento expedido por un técnico profesional, y ofrece un cálculo de la eficiencia energética de la vivienda.  

El pago de las facturas es un gasto fijo para las personas que residen en una casa, ya se trate del propietario o de personas que viven como inquilinas en la vivienda. El certificado energético es obligatorio tanto para la compra-venta del inmueble, como para la firma del contrato de alquiler.  

Qué factores tiene en cuenta el certificado energético

Los certificados energéticos actuales valoran todos los aspectos que forman parte del rendimiento energético de la casa, y además se adaptan a las condiciones y el equipamiento de la propia vivienda, por tanto, cada certificado es particular, sin embargo, existen una serie de factores que son comunes a la mayoría de las viviendas: 

  • Superficie, orientación y construcción del edificio. Existen cuestiones relacionadas con la propia construcción que van a influir de manera determinante en el rendimiento energético de la vivienda, y que por lo tanto, van a ser incluidas en el certificado energético. Los metros de superficie, la forma del edificio, la orientación o los materiales constructivos van a resultar fundamentales para la temperatura de la vivienda.
  • Instalaciones. El certificado energético valora tanto las instalaciones energéticas como la iluminación. El gas, el agua y otras instalaciones similares se valoran en base al consumo medio, así como el gasto eléctrico de la vivienda.   
  • Condiciones de ocupación y funcionamiento. El técnico también valora el uso y la ocupación en base a los metros cuadrados disponibles.
  • Envolvente térmica. Lo que conocemos como envolvente térmica hace referencia a los cerramientos. La instalación de puentes térmicos y sistemas eficientes de conservación energética permiten reducir considerablemente el consumo necesario para el mantenimiento de la vivienda.  

 

Los anteriores son los factores básicos que analiza el certificado energético, aunque en función de las cualidades de la casa, se pueden añadir otras valoraciones que hagan referencia a la eficiencia de las instalaciones y la propia construcción.

Interpretación de la escala energética

El certificado energético desglosa todos los factores que intervienen en la producción y conservación energética de una casa, sin embargo, en la parte final se incluye una escala energética general, con la que podemos determinar las condiciones generales de la vivienda. 

Actualmente esta escala cuenta con 7 niveles que van desde el A (más eficiente) hasta el G (menos eficiente).

  • Niveles A-B: El nivel A de eficiencia supone un gasto mínimo, y suele estar asociado a casas pasivas y con sistemas energéticos poco costosos. El nivel B supone un gasto considerablemente menor al de la media, aunque sin llegar a alcanzar el mínimo. 
  • Niveles C-D: Estos niveles se sitúan en la media, y por lo tanto son los más comunes.
  • Niveles E-F-G: Una vivienda con una calificación energética de tipo E, F o G es una casa que va a requerir de un gasto muy superior a la media, que se sitúa en unos 50 € mensuales. 

 

Un nivel energético inferior a los niveles medios no significa que tenga problemas de habitabilidad, sin embargo, será necesario un gasto superior al que necesitan casas con sistemas más responsables. 

La mejora de instalaciones antes de obtener el certificado energético

Son muchas las reformas que podemos llevar a cabo en una vivienda para mejorar el resultado de un certificado energético. Las más comunes son las que implican abastecimientos energéticos responsables y nuevos cerramientos.

La instalación de paneles solares para obtener agua caliente sanitaria es una manera eficaz de reducir las emisiones y el consumo de energía, y por tanto, mejora las condiciones energéticas de la vivienda. 

Instalar cerramientos con puente térmico, basados en materiales aislantes de calidad, también va a ayudar a mantener la temperatura interior de la casa, favoreciendo su rendimiento.

Es importante tener en cuenta que este tipo de inversiones no solo van a ayudar a obtener una mejor calificación energética, además ayudan a revalorizar el inmueble y reducen nuestra huella en el entorno.

Gestión del certificado energético con Zazume

En Zazume te ofrecemos la posibilidad de llevar a cabo diversas gestiones inmobiliarias, para que tú no tengas que hacerlo. Desde la entrada en vigor de la nueva normativa en el año 2013, tanto la venta como el alquiler de una vivienda deben incluir un certificado energético expedido por un técnico competente, para que los inquilinos o compradores puedan determinar el nivel de eficiencia de la vivienda. En Zazume te ofrecemos la posibilidad de solicitar y gestionar la solicitud del certificado, nos ponemos en contacto con técnicos cercanos a tu ubicación, para asegurarte el mejor precio en este tipo de gestiones.      

Cómo dar de alta el agua en una casa
Qué cubre el seguro de alquiler de mi piso con Zazume

Deja una respuesta

Your email address will not be published / Required fields are marked *